domingo, 20 de octubre de 2013

Otoño rima con coño


El otro día alguien comentaba por aquí que estaba yo muy poética, de muy lindo escribir y que otoño por más bucólica que estuviese, otoño tenía aroma a otras cosas.

Pues bien, tenía razón. Octubre trae mucho más que hojarasca en los zapatos y nidos de zapatos en las desarboladas cabezas. Con él vienen malestares, y no hablo de los del alma y el tendendte suicidio apático de almas cariacontecidas, no.

A mí según se apaga el verano, se me cae el pelo. Y a puñados. Se me inunda el sumidero de la ducha de un textil peludo y estropajoso, que se convierte  puritita arcada vespertina el proceso de autolavado personal. Maldito cuero cabelludo, se acartona perdiendo su infantil suavidad y pica. Pica y yo me rasco. Pero como sigue habiendo un precioso castaño y dorado cabello, nadie lo nota. Ay.
Sí, ay. Se olvidan ustedes que yo no soy todo cabeza, por más privilegiada y salada que la tenga. Los folículos pilosos de mi pubis son igual de traviesos, traidores y taimados. Aprovechan estos meses para vengarse de la "chillete", la "pepilady" y de mí, y me atacan. Les da `por escamarse, enrojecerse, alterarse y calentarse. Yo y mi manicura hacemos lo que podemos... rascarnos.
Mi pequeño coño pulgoso. Recortado al bies, huérfano de pelambre, con esas tres canas al aire y picajoso.

Ay, verano caliente  y follable.
Oh, otoño ardiente y rascable.

¡ Ah, ya noto la insoportable comezón apoderánose de mi entrepierna! Yo la reto y desenfundo. Y es que ya se sabe... rascar y follar... ¡ todo es empezar!!

12 comentarios:

  1. Tu otoño rima con locura mojada....

    Long Life...

    ResponderEliminar
  2. No se muy bien como comentar este post , pues parece que el otoño te trae recambio y no sólo de hojas en los árboles!! Muy creativo!! Cariños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. el caso es comentar, lo que sea. Yo ni pienso lo que escribo...

      Eliminar
  3. Sí tambien rima con moño (un moño en el coño con olor a otoño, y asi siguiendo). En todas las bañeras se cuecen habas con las cuestion capilar..jeje

    mi beso (me gusta como escribes)

    ResponderEliminar
  4. Pommette, llega el otoño y "se te va la olla" que rima con polla :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. aquí, desde el primer día, se han ido las ollas, las pinzas y se han perdido todos los nortes ;)

      Eliminar
  5. Pues sí, tienes razón, sí que rima.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Se me ha hecho harto difícil leer el post y escribir esto, puesto que siento especial debilidad por los coños expuestos en planos como los de la foto, y mi vista no hacía más que desviarse al susodicho. A mí el otoño no me gusta especialmente, pero con coños como ese en cualquier otoño que se precie, quién quiere otra estación.:)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. el otoño no, pero es que el invierno menos...

      Eliminar